El secreto de los buenos ambientes laborales (Parte 2)

¡Cuánto hemos aprendido en este tiempo de vincularnos a unidades de trabajo!

Algunos detalles son muy propios de cada organización, forman parte de su cultura.

Intento recopilar cada uno de los secretos que hace destacar a una organización que motiva y genera bienestar en sus colaboradores y colaboradoras. Tenemos que tener claro que no todo es responsabilidad de los programas de salud y bienestar o de las jefaturas y las direcciones, sino que también recae en cada una de las personas que la conforman.

Otro ingrediente secreto de los buenos ambientes laborales son las personas dispuestas (las que tienen voluntad y se apuntan).

Siempre hay…

Se distinguen por sonreír, son de energía contagiosa, capaces de ver lo positivo aunque esté todo en contra -aclaro que no necesariamente son los que hacen más bulla- estas personas pueden ser calladas o tímidas pero siempre están dispuestas a apuntarse.

Se encuentran en todos los niveles de la organización.

Cuando me acerco al equipo coordinador o a quien está gestando un programa de salud laboral, en lo primero que se preocupan es en aquellas personas que no quieren, que no participan y que no se apuntan…

La experiencia me ha enseñado que esto no es necesario de primera entrada… perderemos energía…

En las organizaciones tenemos personas que desempeñan roles de todo tipo (contemplando su historia en la organización y su experiencia y sus habilidades muy propias).

La meta es visualizar aquellas que tengan habilidades aún fuera del plano formal y de la tarea que desarrollan dentro de su área de trabajo, y que estén dispuestas a dar su aporte.

Para la formulación de planes de salud, les propongo que teniendo este grupo de personas se conforme un “grupo base” para emprender el programa. (De este tema les compartiré en otro momento)

¡Le animo a apuntarse! Es el primer paso para generar su bienestar.

 

Por: Fabiola Fernández Trejos
Licenciada en Trabajo Social
Unidad de Promoción de la Salud
www.ups-obs.com

Deja un comentario